Te llamamos

Rellena los datos y te devolvemos la llamada lo antes posible.

* Dentro de horario de oficina

¿Qué buscas?

PÍXEL MUERTO/VAGO ¿HAY SOLUCIÓN?

PÍXEL MUERTO/VAGO ¿HAY SOLUCIÓN?

Cuando adquirimos un producto tecnológico que tenga en su haber una pantalla (ya sea un smartphone, un televisor, una tablet o un monitor) nuestro deseo es que se vea lo mejor posible. No cabe duda que cuando compramos alguna de estos aparatos, el principal reclamo del usuario medio es dicho componente, por eso cuando hay un fallo en él, nos tiramos de los pelos.
Uno de esos temidos fallos son los llamados píxeles muertos o vagos (según la situación) por el cual en la pantalla aparece uno o varios puntos de color. Son pequeños si, pero cuando sabes donde están, el ojo no lo obvia.
¿Pero que es un píxel muerto/vago y por qué se producen?
Básicamente son fallos de la pantalla del dispositivo. Un píxel se forma mediante tres derivados con tres colores cada uno (azul, verde y rojo). cuando estos tres colores se mezclan, repitiéndose en los cientos de pixeles que tiene la pantalla, deriva en la explosión de colores que generan la imagen que nosotros acabamos viendo. ¿Que pasa si estos tres derivados del píxel dejan de funcional cual bombilla de lámpara? Pues que aparece un punto negro denominado pixel muerto y si por el contrario de los tres es solo uno o dos el que ha fallado, todavía se genera cierto color (pero distinto al óptimo) y pasa a ser un píxel vago.
Leído sobre el papel podemos pensar que es un problema bien gordo pero para los fabricantes esto no es así y muchos solo recogen en su garantía un cambio del producto cuando la cantidad de los píxeles rebosen lo que ellos consideren oportuno.

Ahora si el fabricante si limpia las manos con la garantía ¿no hay solución? ¿no podemos nosotros mismos intentar solucionar este problema?
Hay en la red diferentes métodos para intentar arreglar o paliar este defecto que viene de serie en ciertos dispositivos, algunos son caseros y otros utilizan software para ello. Como para los caseros se precisa hacer uso de cierta presión en la pantalla (con el consiguiente resultado de rematarla), vamos a explicar el método mediante software. Si bien puede que no se solucione, también cabe la posibilidad de que si que suceda, así que si no quieres gastarte dinero en la reparación, que mejor que intentarlo uno mismo por ahora.
Para ello lo primero será localizar el píxel muerto o vago, si aún no lo has visto estás de enhorabuena, pero si te pica la curiosidad hay una forma de localizarlos si los hubiera. Para comprobar no hay que descargar nada solo hacer uso de un navegador y si es el caso de un televisor que no es un Smart, siempre podemos conectar un portátil a él para dicha comprobación. Accederemos a la web dedicada para ello Dead Pixel Buddy y veremos ante nosotros una serie de cuadrados con diferentes colores en su interior (negro, blanco, rojo, verde, azul, amarillo, celeste, violeta y gris), elegiremos uno de ellos y presionaremos F11 para poner el color a pantalla completa, a partir de ahí comenzará nuestra búsqueda. Si no has encontrado nada con un color, vuelve a presionar F11 para minimizar y elije otro color. Si no has visto nada, felicidades tienes la pantalla limpia, si no es así tendremos que pasar a su arreglo.

 HAY LUZ AL FINAL DEL CAMINO EN LO CONCERNIENTE A LOS PÍXELES MUERTOS

Para “arreglarlo” (y lo pongo entre comillas porque no es cien por cien seguro) hay muchos programas o webs que se dedican a ello. En esta ocasión he elegido la web JScreenfix por el echo de que no tengáis que descargaros nada y comencéis con las pruebas de inmediato.
Cuando accedamos al site, nos dirigiremos a la parte inferior de la web para pulsar el botón azul Launch JScreenFix, al hacer aparecerá una pantalla en negro y en su interior un cuadrado gris. Este cuadrado gris se activará como si fuera una pantalla de televisor sin señal y nuestro papel será arrastrarlo hasta el lugar donde se encuentra el fallo del panel. Este proceso se dedica a encender y apagar de forma casi imperceptible los pixeles de la zona circundante y si hay un fallo ahí, lo soliviantará. Como he comentado no es un método 100% fiable, pero hay muchas posibilidades de que se termine por arreglar. Si ni aún por esas se soluciona y solo tienes en tu haber dos o tres de estos malditos pixeles, prepara la cartera para su arreglo o termina acostumbrándote a ellos.
Aunque según la ley esto de la garantía depende también del tipo de pantalla que tengamos bajo el ala. Si tu pantalla es de clase 1 está cubierto por la garantía sea cual sea el problema de los píxeles, a partir de la case 2 no cuentan como defecto.